Cerrar

Las enfermedades de los dientes y las enfermedades pulmonares

¿Cómo pueden los problemas dentales afectar las enfermedades pulmonares?

Las caries y la gingivitis (infecciones de las encías) son causadas por gérmenes (bacterias). Los dientes y las encías son depósitos de gérmenes que pueden viajar a los pulmones y dañarlos. Las bacterias viven en la placa dental, una película que se forma en los dientes. Las bacterias seguirán creciendo y multiplicándose. Puede detener esto eliminando la placa con el cepillado diario y el uso de hilo dental.
Algunas bacterias pueden ser inhaladas en los pulmones en pequeñas gotas de saliva. Los pulmones sanos tienen defensas protectoras para lidiar con esas «invasiones». Los pulmones dañados por enfermedades no son tan capaces de defenderse, lo que aumenta el riesgo de que las bacterias causen infecciones o empeoren los problemas pulmonares. La enfermedad de las encías también puede empeorar la inflamación crónica en enfermedades pulmonares como el asma, fibrosis quística  y el EPOC. La inflamación en las vías respiratorias es un factor que conduce a síntomas más frecuentes y daño pulmonar. Las encías infectadas e inflamadas envían una «señal de socorro» que pone al resto del cuerpo en alerta. Esto puede conducir a más inflamación en los pulmones.
¿Los medicamentos o tratamientos utilizados para los problemas pulmonares pueden causar problemas en los dientes?
Algunos medicamentos utilizados con la enfermedad pulmonar pueden tener efectos nocivos.
Tener la boca seca puede facilitar las caries y la enfermedad de las encías, ya que la saliva de la boca ayuda a proteger los dientes.

La terapia con oxígeno CPAP o Bi PAP que no se humidifica  puede causar sequedad en la boca. El uso de un humidificador para agregar humedad  pueden ser útiles.

La candidiasis bucal o algondocillo  es una infección por hongos (levadura) en la boca que puede ser causada por medicamentos inhalados, como los corticosteroides. Todos tenemos varios microbios que viven en nuestra boca (flora normal). La levadura Candida normalmente puede vivir en la boca, pero otras bacterias normales  y un sistema inmunológico saludable la mantienen bajo control. Algunas drogas pueden interrumpir ese equilibrio normal, permitiendo que la levadura crezca y se propague. Se desarrollan manchas blancas en la lengua, las mejillas y la garganta con la candidiasis.

Puedes hacer algunas cosas para reducir el riesgo de la candidiasis como:
* Usar inhaladores con un espaciador  o aero-cámara para obtener más medicina en los pulmones y menos  en los dientes.
* Enjuagar la boca o hacer gárgaras y lavarte bien los dientes, después de cada uso del inhalador.

¿Cómo puedo evitar  la repercusión en los pulmones de los  problemas bucales?

La higiene bucal diaria puede ayudar a tus dientes y tus pulmones. Las caries y las enfermedades de las encías se pueden prevenir eliminando la placa con una higiene bucal diaria completa. Tienes que apegarte a ella, porque la placa bacteriana comienza a acumularse nuevamente en unas pocas horas después de ser removida.
■  Cepillarse los dientes después de cada comida.  
 Usar Hilo dental
 Ir al dentista periódicamente
 Usar pasta dental fluorada

Ni tu ni tu dentista quieren que se produzcan ataques de tos con afilados instrumentos dentales en la boca. Tratar de programar tus consultas dentales cuando no tengas mucha tos .
Díle a tu dentista y al personal las formas que podrían ayudar a evitar el estrés o los problemas. Por ejemplo, si es más fácil para ti respirar sentado, pide que el sillón dental no esté completamente reclinado.
Fuente: http://www.thoracic.org/

Publicado Hace 3 años
Compartir
143

Relacionados

Importancia de los tratamientos

Quieres estar bien?No tener exacerbaciones o recaídasPoder jugar, correr, saltarIrte de vacaciones o viajarNo tener que usar antibióticos intravenososMantener tu función pulmonarCumplir

Hace 3 años
ver más